Los Amos de la Noticia (2013)

Los_amos_de_la_noticia-257584532-large

Vuelve el reportero más famoso de la historia del cine, vuelve Will Ferrell con The Anchorman 2: The legend continues (Los amos de la Noticia, 2013) película que como se entrevé en el título es la segunda entrega de una saga que se inició en el 2004, con Anchorman: The Legend of Ron Burgundy (El Reportero: La leyenda de Ron Burgundy, 2004). Ambas películas comparten el mismo grupo de reparto, y además cuentan con el mismo director, Adam McKay, realizador que parece haberse especializado en el cine de comedia, con un sello de humor absurdo bastante personal. Otros filmes suyos son Talladega Nights: The Ballad of Ricky Bobby (Pasados de vueltas, 2006) o The other Guys (Los otros dos, 2010), y por cierto, también en ambos encontramos al intérprete Will Ferrrell, actor fetiche del cineasta, y con el que ha realizado gran parte de sus películas.

No es casual que comparta tantas similitudes con su predecesora. De hecho, una de las cosas que más se pueden achacar negativamente a los Amos de la noticia es que McKay ha repetido la fórmula del éxito, sin apenas introducir novedades. Incluso, aunque podríamos decir que es claramente un homenaje, también se han repetido los mismos gags (obviamente me refiero a la mítica pelea de bandas notíciales, que tiene lugar hacía el final de la película).

images (8)

Y es que Los Amos de la Noticia no se reinventa. Es cierto que sigue funcionando (con semejante reparto cómico, como para no hacerlo) pero se echa en falta una estructura más emocionante. La película sigue las andanzas de la primera, que nos dejo en la cúspide profesional de nuestro reportero protagonista, interpretado obviamente por Will Ferrell. Sin embargo, rápidamente el castillo de naipes que supone su vida se acabará derrumbando y nuestro protagonista deberá empezar de cero. Una estructura pues, que no sorprende y que sigue las comedias del propio McKay, en las que un grupo de personajes generalmente con un estatus de Loosers trata de ganarse el reconocimiento de la sociedad.

Nuestro Will Ferrell contactará con sus antiguos compañeros (Interpretados respectivamente por Steve Carell, el hombre del tiempo, David Koechner, el hombre de los deportes y Paul Rudd como analista) para recuperar el estatus perdido (es despedido de su antiguo trabajo, pero sin embargo recibe una nueva oferta en Nueva York). En la nueva ciudad, el equipo deberá emplearse al máximo para conseguir un hueco en la parrilla televisiva.

images (9)

La película parodia el mundo de la televisión, especialmente el sector de las noticias. La mayoría de Gags vienen del personaje de Ferrell, un gañán con raíces mexicanas (así lo reconoce nuestro protagonista) que se introduce en las peores situaciones posibles. Políticamente incorrecto al cien por cien, los Amos de la Noticia recupera aquel sentido del humor agresivo, aunque inteligentemente siempre se respetan aquellos debates en los que la película se inmiscuye (como el racismo u machismo). Esto es porque los Amos de la Noticia incluye a un protagonista troglodita como Burgundy en una época en la que no se amolda. Para muestra tenemos las secuencias en la que lo vemos ejercer como padre (un auténtico desastre), o como esposo de una novia afroamericana (¿O era afro y americana?). Burgundy siempre acaba metiendo la pata, aunque al final conseguirá el máximo éxito como periodista.

La explicación del acenso de nuestro protagonista al altar de los reporteros tiene una interesante explicación. La película, que se supone que está ambientada en los años ochenta (el vestuario aprovecha este aspecto del filme, para sacarle un provecho cómico) nos ubica en un momento en el que el periodismo aún no recurría a las noticias más sensacionalistas con tal de conseguir audiencia. Sin embargo, Burgundy será el pionero, cuando se dedique a narrar una persecución policial. Las audiencias escogerán esta noticia antes que la entrevista a Yaser Arafat que en la cadena rival estaba realizando su exnovia interpretada por Christina Applegate. Una secuencia sin duda genial.

También hay que destacar la revelación (que en realidad no lo es tanto, porque ya en la primera entrega hizo de las suyas) del personaje que interpreta Steve Carell. Nuestro introvertido protagonista coge aún más galones respecto al primer filme, matizando y llevando al extremo aún más si cabe el perfil de hombre del tiempo loco.

En definitiva, Los Amos de la Noticia es una película que hará las delicias de aquellos fans del dúo McKay-Ferrell. Desgraciadamente se encuentra  un peldaño por detrás de la película original, aunque tiene algunos gags memorables.

 

 

This entry was posted in Análisis Fílmico, Cine and tagged , , , , , , . Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s